Qué es el IBU y cómo te puede ayudar a elegir una cerveza


No. El IBU no tiene nada que ver con un analgésico. Tampoco es algo que se coma. Es una sigla que significa International Bitternes Unit, que en criollo sería Unidad Internacional de Amargor. Y aunque puedas caer en la confusión y creer que sirve para medir la amargura de la gente, no te dejés engañar. El IBU es un número que describe el amargor característico de la cerveza.

Entonces retomemos. El IBU es una escala estandarizada que se utiliza para medir el nivel de amargor en una cerveza. Cuanto mayor es ese número de referencia, más amarga es la birra. Por ejemplo, una cerveza como la IPA Hop Hammer (traducido, martillazo de lúpulo, así que imaginate) tiene un IBU estimado de más de 200. O sea que hay que ser macho para tomarla, o como mínimo tener un paladar entrenado que se banque las birras bien lupuladas. De lo contrario, se te puede contraer la cara así:

En cambio, una Cream Ale tiene un IBU de alrededor de 15, y es por lo tanto una cerveza mucho más "bebible", perfecta para sacarte la sed.

Cuando decimos que el IBU mide el amargor estamos hablando de que representa la cantidad de iso-alfa-ácidos (moléculas que aportan amargor) disueltos en la cerveza. De esta manera, 1 IBU equivale a un miligramo de iso-alfa-ácido por cada litro de cerveza. ¿Capishe?

"¿Y a mí que?", podrás pensar. Bueno, quizás si no sos cervecero no te interesa mucho eso de los iso-alfa-ácidos, pero si te interesa tomar cerveza es seguro que saber qué es el IBU te va a ayudar en la elección del estilo que vayas a beber. Si sos un fanático de las cervezas fuertes que te lijan la lengua de lo amarga, entonces ya sabés que tenés que buscar una de IBU elevado. Si, en cambio, te gusta que la birra pase como agua por tu paladar, entonces vas a buscar alguna que tenga un IBU moderado o bajo. Aunque es una regla relativa, porque, vale aclarar, el amargor final de una cerveza dependerá de si tiene un cuerpo maltoso o no. Las cervezas más maltosas tenderán a ocultar un poco el amargor, y por lo tanto pueden tener un IBU alto pero no ser extremadamente amargas. Ahora que la tenés clara con esta data, no te queda más que ir a tu bar más cercano y elegir la cerveza que más se adecue a tu gusto.

Entradas destacadas
Entradas recientes